Del Norte a la Patagonia, y de la Patagonia al Puerto Fuy…mos

version in english

Después de tantos meses de narices secas, de altura y pocas lluvias en Humahuaca, decidimos irnos a la otra punta del país. Visitar la Patagonia siempre es lindo, y más en verano que uno puede acampar en lugares mágicos y gratuitos.

 

Comenzamos yendo a Trelew a visitar una amiga de couchsurfing, y de ahí partimos hacia Esquel y el Parque Nacional Los Alerces. El plan era comenzar desde ahí a hacer varias etapas de la Huella Andina, un camino de trekking que une varios puntos de la Patagonia Argentina. Nos encontramos con la realidad de que el actual gobierno sacó de planes ese recorrido, varios caminos estaban descuidados, y algunos camping aprovechando el no control cobraban fortuna. Por lo tanto, decidimos quedarnos en la playa el francés, zona de acampe libre en el lago Futalaufquen. Allí conocimos a Bruno de Comodoro Rivadavia que ya estaba hacía dos días ahí.  Pasamos nueve días disfrutando del lago, la hamaca paraguaya, caminatas, ricas comidas  y planificando nuestro 2017 desde lo artístico.

Bruno en su afán de quedarse más días que nosotros sin mover su carpa, y ganarnos el récord guinness, nos convenció de irnos a El Bolsón a hacer los refugios.

 

Le hicimos caso a Bruno, por lo que nos terminó ganando en tiempo de estadía en un mismo lugar, y una vez en El Bolsón decidimos planear hacer los refugios más alejados y menos transitados. Casi sin querer, hicimos los peores en exigencia y prácticamente sin cruzar personas por dos días seguidos. Comenzamos haciendo el primer día 8 kilómetros continuos de subida hasta el Dedo Gordo, y al día siguiente cuando nos dijeron que la bajada era hermosa, salimos con mucho entusiasmo por saber que ya no teníamos que subir mucho, y bajo un sol hermoso y miles y miles de tábanos que se multiplicaban metro a metro, llegamos a un lugar donde comenzaba una bajada que nunca imaginamos. Muchas piedras sueltas, muy empinado, y con mochilas con mucho peso. A pesar de las dificultades, resolvimos la bajada con mucha experiencia.

 

El día continúo durante cuatro horas más de bajada entre mucha vegetación que cerraba el camino, al punto de ir abriéndolo para poder seguir caminando en algunos puntos. Finalmente llegamos a un refugio que había mucho más turismo. Lamentamos un poco eso, pero necesitábamos descansar para continuar de bajada al Bolsón el día siguiente para evitar los cinco días de lluvia continua que se venían.

Al día siguiente, previo paso por el tan famoso Cajón del azul, emprendimos el regreso a un buen ritmo hasta llegar a El Bolsón. Fue lindo activar el cuerpo de esa manera, ahora nos tocaba descansar y para eso elegimos visitar personas en Bariloche y San Martín de los Andes.

Unos días después, estemos en Europa o en américa, llegó uno de los dilemas a resolver cada tres meses, salir del país para hacer migraciones. En este caso le tocaba a Pau y si bien pensamos en un momento hacer una salida rápida de un día, una persona poco amable de la frontera nos asustó un poco con la posibilidad de no dejar ingresar otra vez a Pau. Así que junto a dos amigas alemanas que encontramos en cascada de Chachin, cerca del paso Hua Hum, planeamos caminar 12 kilómetros para llegar a Chile utilizando un barco muy económico para lo bello que es ($34). Así llegamos a Puerto Fuy, y a conocer una región hermosa de Chile.

 

Cuando todo parecía hermoso, la necesidad de sacar dinero chileno, buscar una ciudad que tenga cajero automático y la intuición, nos fueron llevando no sabemos porque a Valdivia. La Mala suerte fue llegar justo el día de la ciudad y dar vueltas durante muchas horas para poder encontrar un lugar donde dormir. Finalmente terminamos durmiendo en una casa de familia, y mientras nos disponíamos a dormir, leyendo que estábamos en la ciudad donde hace un tiempo sucedió el terremoto más grande del mundo, tembló suavemente la casa. Pau casi no lo sintió del cansancio que tenía, yo me asuste un poco pero trate de pensar en la remota posibilidad de que suceda otra vez lo mismo en el mismo lugar, y me confié a dormir mientras cada tanto me despertaba con pequeñas vibraciones de la cama , que quienes saben dicen que esas regiones del pacífico tiemblan suavemente a cada día y la gente ya ni las siente. 

 

 

 

Fue una visita rápida por Valdivia, casi al punto de sentir que fuimos solo a dormir. Desviarnos más de 200 km para dormir fue raro, pero anecdotario al fin. Nos fuimos al reencuentro con nuestras dulces amigas alemanas Fritzi y Marleen, con las cuales disfrutamos unos días en Coñaripe, acampando muy cerca del volcán Villarrica, uno de los volcanes más activos de américa. Para terminar el viaje, volvimos a dedo hasta Junín de los Andes, llegando a superar mis 32.000 km a dedo en mi vida, y donde nos esperaba una casa de una familia amiga para cuidar. 

 

Leer más 0 comentarios

Arte y montañas con Chacay en Humahuaca

version in english

Una vez llegados a Humahuaca, y habiendo conocido el lugar donde estábamos por comenzar  a trabajar en el futuro Bar, decidimos seguir recorriendo algunos lugares con mi Papá, para que conozca, ya que en unos días culminaría su experiencia volviendo a Chacabuco.

Fuimos al Hornocal (Cerro de los 14 colores), a Bolivia para también hacer los tramites de migraciones de Pau, y la quebrada de las señoritas. Este último lugar me encantó al verlo, y tal es el caso que durante unos meses, mientras el bar iba tomando forma, me dediqué a llevar gente hacia el lugar. Fueron trekking muy lindos, con muy buenos grupos de personas, las cuales, muchas de ellas, sigo aún en contacto. 

 

El lugar se encuentra muy cerca del pueblo Uquía, y esta lleno de grietas, cañones, y ruinas arqueológicas confirmadas por nuestro amigo Julián de Almeida. Con el, Vanesa y Pau  fuimos a descubrir nuevos rincones de tan lindo lugar y a confirmar si esas piedras que veíamos eran ruinas. Para sumar a la experiencia pueden leer el relato de Julian, con más precision cientifica en su conocido blog, Parte de existencia.

Disfrutamos de cuatro meses seguidos en Humahuaca, conociendo mucha gente, trabajando mucho, tanto en el Hostel como en los trekking, y de a poco iba tomando forma el bar, con sus pinturas, murales, y gracias al esfuerzo de mucha gente que pasaba de voluntaria por el hostel y se enganchaba en la idea del proyecto.

Hablando de voluntarios, uno de ellos, Danilo de Brasil, nos cuenta un día que se dedicaba a hacer animaciones. No dudamos la idea de contarle a Danilo de nuestro proyecto "El que busca no encuentra" , el cual, en una parte, tiene animaciones. Pau se puso a dibujar horas y horas y junto a la ayuda de Danilo pudimos dar un nuevo paso en este importante proyecto para nosotros.

En el Bar, Pau se animó a diseñar y pintar por primera vez un mural, y eso la ponía muy feliz, más aún estando al lado de una gran artista plástica como Elsanora, que se vino desde Buenos Aires a sumar al proyecto. 

Llegado diciembre y todo planeado, llegó el momento de la inauguración del bar. Decidimos que era ideal inaugurar de una manera que se muestre la integración artística entre la comunidad y el turismo. Así fue que se convocaron varios artistas de la ciudad y la provincia de Jujuy, tanto en música como en danza y pintura, y los mismos ensamblaron en vivo con el dúo tucumano Turucuto.

Fue una buena experiencia para nosotros, el formar parte de un proyecto de creación y desarrollo de un espacio nuevo, conectar con el arte y la comunidad local, y llevarnos buenos recuerdos de todos esos artistas. 

Leer más 0 comentarios

Viaje con Papa por el Norte

version in english

Recibimos un llamado de Juan (Giramundo Hostel), para convocarnos a colaborar en la producción y desarrollo de un nuevo bar en Humahuaca. Analizamos la propuesta con Pau, y unos días después estábamos viajando en la ruta con un nuevo invitado: mi Papá!

Viajar con tu Papá siempre es algo único, diferente y lindo, pero este viaje tenía otras cosas que lo hacían más interesante. Era la primera vez que tenía un viaje de este tipo con el, y además consistia un poco en mostrarle como era nuestra vida, como son nuestros días,  incluso llevarlo a vivir experiencias que un día antes de proponerle el viaje nunca había imaginado hacer en su vida.

 

 

Viajamos en su camioneta, por lo que también era un viaje distinto para nosotros que casi siempre viajamos a dedo. Disfrutamos de todos los chiches y lujos de viajar en auto, pero manteniendo nuestra filosofía de movernos, y transmitiendosela a mi viejo.

Comenzamos yendo a Córdoba a buscar unas cosas que teníamos guardadas hace un año allí, dormimos en la casa de Marina una chica de Couchsurfing , que obviamente no conocíamos hasta ese mismo día. Esa ya fue una sensación extraña para mi viejo, dormir en casas de personas que ni nosotros conocíamos. Pasó en Córdoba con Marina y también en Tucuman con Fernando, que incluso tenía casi la misma edad que mi viejo.

De ahí nos fuimos a la etapa camping, y sumaba así otra experiencia para mi viejo. Acampamos en Amaicha del Valle, en Cafayate, en Alemanía y en la casa de una familia amiga que viven en el medio de la quebrada de las conchas, y que ya había visitado en varias oportunidades. 

Leer más 1 comentarios

Fiesta Junina en San Pablo con Kaio!

version in english

Luego de la experiencia europea, del accidente del ojo, emprendimos el regreso a Sudamérica. El vuelo llegaba a Río, pero esta vez decidimos pasar a visitar a Kaio en San Pablo. Kaio es un músico amigo, una persona muy copada, muy predispuesta a compartir, y tal es el caso que alquilo un auto por esos dos días para mostrarnos la ciudad y llevarnos a una fiesta Junina, que hasta ese día no sabíamos que era.

 

En pocos minutos no convenció de vestirnos como él para la fiesta, con camisas a cuadros , de colores llamativos y con un sombrero más llamativo aún. Me sentí por momentos que estaba por filmar una escena de una película de música country . No se porque pero aceptamos todo de una y nos encontramos de repente rodeados de familiares de Kaio sin saber qué hacer. Lo que sí vimos que había era muuucho dulce.. Platos dulces, postres dulces, entradas dulces, y mesa dulce!.. Nos empalagamos un poco y disfrutamos de los bailes típicos.

Al otro día Kaio nos abandonó y se fue a su ciudad. Nos dejó amablemente su departamento para disfrutarlo algunos días antes de nuestro regreso a buenos aires.

 

Una vez en Argentina, nos pusimos al día con la familia y surgió una bella convocatoria para ir a Humahuaca a armar un proyecto cultural..Decidimos viajar de una forma particular…

 

 

 

Continuará

Party in San Pablo with Kaio!

 

After the experience in Europe and the accident of the eye, we embarked on the return to South America. The flight arrived in Rio, but this time we decided to visit Kaio in San Pablo. Kaio is a musician, very nice, very willing to share, and in this case he rented a car for those two days to show us the city. 

 

He also took us to a family party “Junina”, which until that day we didn't know what it was. In a few minutes he made us dress up as him for the party, with plaid shirts, bright-colored with a big hat. I felt at times that I was about to shoot a scene from a movie of country music. I don't know why but we accepted all in one and we suddenly found ourselves surrounded by relatives of Kaio without knowing what to do. What I saw that there was a lot of sweet.. sweet dishes, desserts, candy, candy, a table of sweets!.. so, enough, to enjoy the typical dances. 

The other day Kaio left us and went to his city. He left us kindly his department to enjoy it a few days before our return to Buenos Aires. 

 

Once in Argentina, we got up to day with the family and got a call to go to Humahuaca to assemble a cultural project.. 

 

 

We decided to travel in a particular way...

0 comentarios

Conociendo el sistema de salud alemán!

version in english

El festival Chacay en Berlín terminó con un accidente en uno de mis ojos.

Urgencia, ambulancia, miedo, shock. 

 

Caer de urgencia en un hospital en Alemania, a las 2:30 am, con un idioma distinto y con el miedo a perder el ojo no fue de las experiencias más lindas de mi vida. Fueron cuatro horas largas de espera para operar, luego de la revisión de urgencia.

Para resaltar de los Hospitales en Alemania: el espacio, la comodidad, el lugar donde están ubicados (dentro de bosques o grandes parques), el silencio.

 

La operación salió perfecta. 

Pasar mi cumleaños dentro del hospital, en un post operatorio, está dentro de las opciones que uno nunca elegiría en la vida, por lo que sin querer (obviamente) se convirtió en una experiencia única, e “irrepetible” ;)

El día fue lindo de todas formas, acompañado de cerca y a la distancia por apoyos de muchísima gente. Llovió con tormentas después de varias semanas de sequía en Berlín, y al otro día pude saber que había recuperado el 30% de visión del ojo dañado, y podía tener el alta.

El agradecimiento que tengo para con la familia de Pau, las amigas, y amigos, el hospital, y todo, es gigante. Me sentí muy bien y con la energía suficiente para hacer que el ojo evolucionara mucho más rápido de lo que los médicos esperaban. Llegó el alta y continuando con la recuperación se fue terminando la visita por Alemania.

Fuimos el último fin de semana a las playas del norte, del mar báltico, y ahí disfrutamos de dos noches en el camping más top que vi en mi vida, y donde descubrí que en las playas alemanas al menos, cualquier persona si quiere puede desnudarse.

Alemania fue sin lugar a dudas una experiencia completa para mi. Desde el primer momento de despedida ya quería volver. Nuestro vuelo llegaba a Brasil, por lo que decidimos pasar unos días en este país...

 

 

Continuará...

Leer más 0 comentarios